LA ÚLCERA


Por Jorge Esteban Cecci - Argentina

 

Nos ocupamos de un problema muy común en la sociedad actual, principalmente ocasionado por el accionar de una bacteria llamada "Helicobacter Pylori". Estados de nervios alterados muchas veces llevan a acelerar su desarrollo y en especial la ingesta abusiva de medicamentos que afectan la mucosa del estómago y del duodeno.

Los avatares y contratiempos de la vida actual derivan en muchos casos en problemas de gastroenteritis, pero posteriormente y en oportunidad de no ser atendidas estas dolencias en el tiempo debido, se traducen en úlceras estomacales.

Si una persona siente acidez, dolor en la boca del estómago o ardor, es conveniente que consulte a un gastroenterólogo para establecer primero el diagnóstico y realizar luego el tratamiento que corresponda.
Cualquier otra anomalía en el aparato digestivo, como vómitos o hemorragias por vía anal, requerirán también de una rápida consulta con un especialista para evitar problemas más graves.

Fuentes confiables de la Sociedad Argentina de Gastroenterología (SAGE) indicaron que dentro de los que consumen antiinflamatorios no esteroides, los más expuestos a tener problemas de úlcera son quienes superan los 60 años. Ellos constituyen un grupo de riesgo de esa patología si la ingesta es contínua y si tienen antecedentes de úlceras, gastritis o enfermedades severas asociadas a las de base, articular por ejemplo, por la que toman antiinflamatorios. Tal es el caso de cardíacos, diabéticos o quienes presentan enfermedades renales.
En lo que respecta al cigarrillo, por sí solo no provoca úlcera, pero su consumo puede retardar la curación o favorecer una complicación de la enfermedad.
En cuanto al alcohol, en los períodos agudos de la úlcera (cuando el paciente tiene síntomas) lo más aconsejable es no beber. Una vez pasada la etapa crítica, lo bueno sería hacerlo con mucha moderación, lo cual significa solo uno o dos vasos diarios de vino por ejemplo.
Tal vez los casos más infrecuentes de úlceras se producen en los niños, aunque tampoco están exentos de contraerla. Las causas que la producen son las mismas que en los adultos: inflamación por la presencia de la bacteria Helicobacter Pylori, un aumento en la producción de ácido clorhídrico o la ingesta de aspirinas o antiinflamatorios no esteroides.
A todo lo expuesto habrá que agregarle que la bacteria mencionada anteriormente (principalmente responsable de los casos de úlcera) ya contaminó a la mitad de la población mundial y tal proporción se mantendría en la Argentina, según un estudio epidemiológico.
El 48% de los que participaron de la investigación con edades que van del mes de vida a los 50 años, tiene colonizado su estómago por aquel germen.
En el grupo pediátrico la prevalencia del Helicobacter Pylori fue de 15.7 por ciento, pero entre los adultos en general llegó al 55.9 por ciento.
Esto no significa que todos los que tienen la bacteria enfermarán de úlcera, puesto que no es la única razón, pero aumenta las probabilidades.

Como venimos detallando, los especialistas advierten sobre las consecuencias nefastas de la ingesta abusiva de medicamentos que dañan la mucosa del estómago y del duodeno.
Gran parte de la población consume aspirinas con suma frecuencia, (algunos sin necesitarlas) como prevención de malestares diversos, ignorando que ello puede traerle problemas digestivos, o no atendiendo a los síntomas que sí se presentan en algunos casos.

El Quinto Hombre  
 

.....


.....


 
 
 

OVNI
Arte
Ayuda
Ciencia
Consejos Utiles
Crecimiento Interior
Crónica de lo Insólito
Culturas Americanas
Documentos audio visual
Ecología
Editoriales
Enigmas
Esoterismo
Expedientes de Fabio Zerpa
Filosofía
Frases para Meditar
Futurología
Misticismo
Mitología
Neoantropología
Parapsicología
Profecías
Psicología
Reflexiones
Sanación
Técnicas Perceptivas
Un hombre llamado...
.... (A los grandes seres humanos)
Vidas Anteriores


Ediciones del 2001
Ediciones del 2002
Ediciones del 2003
Ediciones del 2004
Ediciones del 2005
Ediciones del 2006
Ediciones del 2007
Ediciones del 2008
Ediciones del 2009
Ediciones del 2010
Ediciones del 2011
Ediciones del 2012
Ediciones del 2013