CASO LAGO LA FLORIDA.  Contacto del tercer tipo. - Nota III




Estudio biorritmológico de los testigos.


Este estudio está hecho de acuerdo con el sistema del Dr. Krumm-Heller por la Lic. Beatriz Bibiloni (biorritmóloga) y la Lic. Bettina Allen.
La biorritmología es la ciencia que se ocupa del estudio de los tres ritmos vitales que rigen y condicionan la vida de todos los mamíferos para una mejor adaptación al medio.
Sobre la base de lo expuesto y con la finalidad de determinar el estado físico, emocional y mental de los testigos del caso lago La Florida, se les realizó el correspondiente estudio biorritmológico, que arrojó como resultado la siguiente evaluación:

 

1. Manuel Alvarez: nacido el 30 de junio de 1945. Su biorritmo del día 4 de febrero de 1978:
Físico 17; emocional 08; mental 28
Estado físico: receso enérgico
Estado emocional: poco capacitado para tomar decisiones, el receso energético-mental es casi total
Estado mental: en las mismas condiciones que el emocional

2. Pedro Sosa: nacido el 20 de mayo de 1945. Su biorritmo del día 4 de febrero de 1978:
Físico 12; emocional 21; mental 03
Estado físico: momento crítico, actividad biorgánica negativa
Estado emocional: en stress, negativo

3. Regino Salvador Perroni: nacido el 8 de abril de 1951. Su biorritmo del día 4 de febrero de
1978:
Físico 02; mental 32; emocional 28
Estado físico: vital
Estado emocional: en stress, negativo
Estado mental: poca capacidad de coordinación y de decisión

4. Ramón Sosa: nacido el 28 de marzo de 1938. Su biorritmo al día 4 de febrero de 1978:
Físico 23; emocional 27; mental 06
Estado físico: marcada reducción de actividad en las glándulas de secreción interna
Estado emocional: en stress, negativo
Estado mental: normal

5. Genaro Sosa: nacido el 23 de febrero de 1943. Su biorritmo al día 4 de febrero de 1978:
Físico 01; emocional 26; mental 28
Estado físico: crítico, etapa de transición energética, inestabilidad física
Estado emocional: en stress, negativo
Estado mental: poca capacidad de coordinación y decisión.

Es curioso observar que el común denominador para todos los testigos, salvo para Manuel Alvarez, es el tono emocional en "stress y negativo".
Dicho estado muestra que los testigos carecían de elementos energético-psicológicos adecuados para evaluar emocionalmente la verdadera situación. Esta causal da mayor autenticidad al caso, y no deja lugar a dudas de lo que relatan en las declaraciones acerca de cómo fue el avistamiento, desde el momento en que el factor emocional no gravitó en el hecho y no dio lugar a que se produjese alguna fantasía inducida por el estado emotivo.
Principalmente uno de los testigos del contacto del tercer tipo, Pedro Sosa, cuyo índice era de 21, no acusa en la actualidad ningún componente de temor, debido a que la emoción no fue su principal patrimonio en la ocasión.
Otra acotación interesante; el estado físico de los dos testigos que visualizaron al ser era de baja actividad; como protagonistas de un proceso de tamaña magnitud como puede ser un encuentro directo con un ser extraterrestre, la línea energética vital en baja también ha sido positiva, dado que les impidió sufrir cualquier tipo de colapso orgánico ante el shock, ya que se encontraban en la curva denominada "poco intercambio con el exterior".
Igualmente, el estado mental de Manuel Alvarez era de "poco condicionado para tomar decisiones", pero sí con capacidad de observación; el subconsciente, que estaba incrementando su actividad en esos momentos, grabó detalles del avistamiento que luego, ante la entrevista e interrogatorio realizado por el especialista en la temática, señor Fabio Zerpa, surtió al consciente para una más clara evaluación.
El receso del ritmo vital significa poca actividad del nivel consciente-glandular de secreción interna. Por encontrarse el organismo en estado de recarga; es en esos momentos cuando el subconsciente realiza su labor de asimilación de datos, para luego alcanzar el consciente un nivel de carga nueva, al ser informado de todo lo computado.
Regino Salvador Perroni, que fue el tercer testigo importante, dado que estaba despierto, no pudo sin embargo presenciar la aparición del ser extraterrestre debido a que su curva vital se encontraba "a nuevo" y en alta; primaba en él entonces el instinto de observación, como instinto puro, casi animal, llevándolo a taparse los ojos y esconderse. No ocurrió lo mismo con Manuel Alvarez ni con Pedro Sosa, los dos testigos del contacto del tercer tipo, debido a que las ondas vitales de ambos acusaban ya escasa actividad.
Genaro Sosa podía encontrarse en estado de sueño profundo, dado que acusaba bajo estado mental y emocional; su punto clave en ritmos era el relax.
La interrelación biorritmológica entre Manuel Alvarez y Pedro Sosa, los dos testigos presenciales más importantes, indica un buen entendimiento emocional, buenas y armónicas relaciones amistosas.
Habiendo estudiado matemáticamente los procesos bioenergéticos de cada uno de los protagonistas el día del suceso, y habiendo obtenido como resultado estados biorritmológicos afines entre los 5 testigos, cabe la siguiente pregunta: ¿La elección de los testigos por parte de los alienígenas fue casual o se debió a un estudio previo que se les realizó de sus ritmos vitales por otros medios? Abierta la puerta de la duda, sólo nos resta abocarnos con total conciencia al estudio minucioso de los procesos físico-químicos que tienen lugar dentro de nuestro organismo, y a su relación directa con los fenómenos extrahumanos.


Recorrido del ser hasta su regreso















CONTINUA NOTA IV

El Quinto Hombre  
 

.....


.....


 
 
 

OVNI
Arte
Ayuda
Ciencia
Consejos Utiles
Crecimiento Interior
Crónica de lo Insólito
Culturas Americanas
Documentos audio visual
Ecología
Editoriales
Enigmas
Esoterismo
Expedientes de Fabio Zerpa
Filosofía
Frases para Meditar
Futurología
Misticismo
Mitología
Neoantropología
Parapsicología
Profecías
Psicología
Reflexiones
Sanación
Técnicas Perceptivas
Un hombre llamado...
.... (A los grandes seres humanos)
Vidas Anteriores


Ediciones del 2001
Ediciones del 2002
Ediciones del 2003
Ediciones del 2004
Ediciones del 2005
Ediciones del 2006
Ediciones del 2007
Ediciones del 2008
Ediciones del 2009
Ediciones del 2010
Ediciones del 2011
Ediciones del 2012
Ediciones del 2013